UA-133647542-1

Turismo ecuestre en la Argentina: cabalgar es experiencia inolvidable

Publicado por Ramón en

Recorrer los campos rurales cabalgando en un lugar como en Argentina es encontrar experiencias inolvidables.

Si bien, en cualquier parte del mundo podemos notar que la cabalgata es tradicional en muchos pueblos, es muy diferente hacerlo en Argentina, principalmente en la zona norte. Es de lo maravilloso que existe.

¿Cómo es el turismo ecuestre en la zona norte de Argentina?

El turismo ecuestre en la zona norte de Argentina ofrece a los visitantes muchos   beneficios. Sobre todo, te brinda mucho relajamiento al recorrer los diferentes sitios montado a caballo. Durante el recorrido descubrirás paisajes con aspectos singulares, como zonas intactas con contenidos lleno de Historia, incluso con elementos naturales intactos, gracias a que aún no llegan por allí los ojos de la modernidad.

Durante el paseo notarás que la cordillera y planicie argentinas siguen todavía habitadas por pobladores locales que desde sus ascendentes transcurrieron y transcurren sus vidas en los cerros o campiñas. Viven en el campo libre en perfecta consonancia con la naturaleza, con una realidad diferente respecto a la vida en las ciudades con su crecimiento desmedido.

Los caminos de hoy y del pasado

Al practicar el turismo ecuestre, recorres los senderos que hoy y el pasado comprendieron las únicas vías de comunicación de los pobladores rurales. Los habitantes quienes recorren constantemente los caminos son considerados como verdaderos sujetos de una gran parte de la historia de un país como Argentina. Con la actividad de las caminatas te sientes realmente fascinado y las experiencias vividas te acompañarán hasta los últimos días de tu vida.

Durante el recorrido puedes aprender sobre las descripciones de muchos lugares contadas por los propios hombres que sirven como guía.  Estos pobladores tienen conocimiento ancestral basado en la convivencia con la propia naturaleza. Entrar en contacto con culturas diferentes, disfrutando del medio natural, atravesando ríos, montañas, planicies y quebradas unidas por angostas sendas, donde trotan hombres y caballos, colmándose los ojos de paisajes infinitos, causa mucha satisfacción. Pues, cada parada que haces es un “mundo” diferente, con profundo respiro para el alma, disfrutando de un buen caballo acompañante y dócil.

Conocimientos sobre formas de vida

También llegas a conocer las vivencias o costumbres de formas de vida de los locales ¿Cómo no te va agradar las múltiples formas de encontrar relaciones con los habitantes nativos de estos lugares, sus alimentos, vestimentas, creencias, valores?

Te digo un ejemplo, en relación a las manifestaciones culturales, la actividad más emblemática dentro del turismo ecuestre en la Argentina, la representa las festividades tradicionales de la doma de caballos en el poblado de Jesús María en Córdova. Aquí se realiza anualmente la “jineteada de potros reservados” que consiste en aguantar el jinete sobre el lomo del potro indómito durante unos minutos y en la que el domador (jinete) demuestra su destreza.

Pues, si te animas vivir una experiencia maravillosa con la práctica de un turismo ecuestre en la Argentina, sería una decisión inequívoca, porque cabalgar nos trae momentos inolvidables. El paseo a lomo de caballo es la “perla del turismo rural que crece día a día”.

El caballo, como protagonista del turismo ecuestre

Categorías: Otros

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *